Follow Me

no
no

jueves, 18 de febrero de 2016

Columna - Isaid, un milagro de vida - 18 de Febrero del 2016.

La historia de Isaid Cervantes.

El pequeño Isaid de apenas 7 años, corría alegremente, era la hora del recreo de la escuela primaria donde cursaba el primer año, había muchos niños jugando y algunos de ellos en forma peligrosa lo hacían arriba de una barda en construcción.

De pronto, de la barda se desprendieron escombros de cemento y lamentablemente fueron a caer donde Isaid pasaba corriendo, fue un lamentable accidente que le cambiaría la vida por completo.

Los escombros golpearon la cabeza de Isaid y ya en el hospital, los doctores se dieron cuenta de la gravedad del pequeño; parte del cráneo estaba hecho pedazos y unas pequeñas astillas se habían clavado en su cerebro ocasionando que la mitad de su cuerpo se paralizara. Isaid estaba grave, tendrían que hacerle una cirugía muy delicada y estaba en riesgo su vida.


Isaid y Alejandro Zamudio
El neurologo avisó a la familia que solo un milagro salvaría su vida y si así fuera, no volvería a caminar, ademas le podían quedar secuelas como perdida de memoria, de vista o de movimiento.

Lo sorprendente fue que el pequeño Isaid nunca perdió el conocimiento, no lloraba ni se quejaba y al ver a su madre Graciela afligida, le dijo: "me duele mas verte llorar que lo que yo siento, te prometo que después de la operación no solo voy a caminar, también voy a correr".

El milagro de vida se dió e Isaid Cervantes ahora a sus 16 años, es un gran corredor de velocidad, pero fue un largo camino nada fácil para el y su familia.

Después de la operación no podía mover la mitad del cuerpo y fue poco a poco y con la férrea voluntad del pequeño, que empezó a recuperar la movilidad. Con el afán de caminar, daba unos pasos, tropezando, cayendo, pero levantándose de nuevo.

Con el tiempo y ya recuperado completamente, Isaid practicó el atletismo pensando en la promesa hecha a su madre. Su primer entrenador fue Julio Flores y así fue como se involucró en la velocidad demostrando un gran talento y destacando en los eventos Interprimarias.

Ya cursando la secundaria, ingresó al club Kempka del entrenador Alejandro Zamudio y pronto dio resultados. En la competencia Estatal del 2014, ganó los 200 metros de la categoría sub 16 y clasificó  al Regional.

Todo iba bien, pero el accidente que sufriera de niño empezó tener consecuencias; su brazo izquierdo perdía movilidad, lo que afectaba su rendimiento. Aun así como parte del relevo 4x100, logró clasificar a la Olimpiada Nacional de Xalapa, Veracruz  y ahi junto a sus compañeros Luis Rodriguez, Jesús Ramos y Alexis Bravo, en una competencia memorable, tuvieron el máximo logro; la medalla de oro nacional.

Isaid siguió corriendo pero el brazo seguia paralizandose y fue necesario hacerle otra cirugía riesgosa en el cráneo, donde le colocaron una placa de plástico. La operación fue exitosa y después de un tiempo regresó a entrenar.

Hace poco, a principios de febrero, a pesar de que los problemas del brazo aun persisten, Isaid ganó los 200 metros del Municipal en la categoria Sub 18 y clasificó a los Estatales en su camino a la Olimpiada Nacional.

Isaid no solo corre y estudia, a el le gusta componer canciones de "rap" y "rapea" muy bien. "Mi más grande sueño es destacar en el deporte y en la música, para que en el futuro, mis hijos y familia estén orgullosos de mi y que sepan que los sueños se cumplen sin importar las circunstancias" nos dice el joven velocista.

Isaid Cervantes es un milagro de vida, un ejemplo de como vencer la adversidad, y de como perseguir los sueños aunque estos parezcan imposibles.

Es una historia digna de contarse.

Por: Germán Rodríguez Sr.
previous article
Entrada más reciente
next article
Entrada antigua



no

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *